«TU HERENCIA GENÉTICA»

IRENE FRANCISCA BAÑOS GÓMEZ
Zaragoza, 23 de Septiembre del 2018.

«TU HERENCIA GENÉTICA»

Verano intenso,
viajando a un portentoso pasado,
y al volver a mi presente
me encuentro…
con que mi personalidad
se ha afianzado.

Encontrarnos a nosotros mismos
es un reto imprescindible,
ya que no lo exigen los «nuestros»,
los que en este mundo
consideramos muertos.

El mal desea con fuerza
anular toda herencia
de la antigua diosa Vesta,
y en la gran «criba»
intentar hacernos dudar
de nuestra impronta personal.

Antepasados
cercanos y lejanos
en su dimensión intemporal
nos dicen…
¡solo nos separa de vosotros
algo similar a una sencilla pared,
que nosotros atravesamos
sin la menor dificultad
para de esta forma poderos ayudar!

Lo que ellos esperan
de vuestra heredada genética
del griego antiguo»guenneticós»,
es simplemente que observéis
vuestros gustos, físico y tendencias,
para que vayáis por la vida
seguros de vosotros mismos.

Quizás muchos de los que me leáis,
habréis sufrido
a lo largo de vuestra vida
algún que otro inesperado
e injusto ataque
con cierto distanciamiento
de personas allegadas,
o desconocidas.

La realidad es que consciente
e inconscientemente
les molesta vuestra presencia,
pues en sus malas conciencias
les recordáis
lo que ellos de sí mismos
deben limpiar.

Debéis saber que vuestros ancestros
os velan y vigilan,
cuando estáis dormidos o despiertos.

Qué orgullosos de vosotros están
por vuestra constante
evolución espiritual.

Por las abundantes
y buenas acciones
que por doquier os ennoblecen,
ya que en vuestro camino prevalece
la bendita tendencia hacia el bien.

Indudablemente
una Mano Invisible protege
vuestra ingenuidad,
y la pureza que nadie
puede llegar a ensuciar.

Y es que señores-as míos
el bien está por encima
de todo lo material,
e importante es acordarnos
de donde venimos pues
en este caso «recordar»
es igual a… «d e s p e r t a r».

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *